Barcelona, la mejor elección

Barcelona es una ciudad fascinante y cualquier época del año es ideal para visitarla, pero muchas veces nos encontramos con el problema del alojamiento. Ante la escasez de terreno para la construcción de más hoteles y que la ciudad siempre cuenta con un gran número de turistas, éstos suelen tener unos precios un poco más elevados que el resto de lugares, por tanto una de las mejores alternativas al desembolso económico que supone alojarse en un hotel durante 15 días por ejemplo, es la de buscar un alquiler de piso en Barcelona.

Lo mejor de todo es que mucha gente aún sigue pensando que alquilar un piso en esta ciudad para pasar unos días es algo prohibitivo, cosa totalmente equivocada. Por norma general no hay problema en encontrarlos en diferentes zonas como por ejemplo en el barrio de la Barceloneta, lugar muy próximo a la playa urbana, algo que en la temporada estival es de agradecer; sol, playa y buen ambiente a escasos pasos de casa.

Si queremos algo más tranquilo podemos elegir el barrio de Sants, que, aunque carente de demasiados lugares de interés, cuenta con diferentes puntos donde tomar el transporte urbano y movernos por la ciudad como pez en el agua. El Eixample es otro barrio de Barcelona que no nos dejará indiferentes, la Casa Batllo o la Sagrada Familia son algunos de sus puntos de interés.

La Rambla es uno de los lugares de visita obligada en la ciudad y si nos alojamos en esta zona, tendremos infinidad de alternativas de ocio, restauración y compras, lo que convierten a esta zona en una de las más reclamadas a la hora de alquilar un piso en la conocida como Ciudad Condal.

Pero… ¿y si en vez de alquilar queremos comprar? Tendremos que mirar bien entre los pisos en Barcelona y sopesar bien los precios y aunque nos encontremos en una de las capitales de provincia más caras de España, el precio viene respaldado por la propia ciudad y todo lo que ella conlleva: educación al más alto nivel, infraestructuras de cualquier clase: culturales, deportivas, turísticas, de entretenimiento… y un sin fin de ventajas que pueden hacer que nos sintamos orgullosos de vivir en Barcelona.

Obviamente, estas características no son propias de cualquier localidad y vivir en la ciudad que está considerada como la más cosmopolita de España, es un verdadero privilegio. Sea como sea, la elección de venir a Barcelona y alquilar un piso o cambiar de aires y comprar un piso aquí, es una decisión más que acertada.

Te puede interesar

Escribe un comentario